José Ramón I, El Austero

El bueno de José Ramón Bauzá no ha empezado aún su “reinado” en Balears, pero viendo su buen hacer en estos últimos meses al frente del PP de las Islas, y conociendo también sus razonables promesas electorales y su recién presentado compromiso por la transparencia, no creo que sea excesivamente aventurado afirmar ya ahora que, muy posiblemente, pasará a la historia política de nuestra Comunidad como José Ramón I, El Austero. Sin ir más lejos, en la Junta Directiva Regional celebrada el pasado viernes, Bauzá reiteró de nuevo que la austeridad presidirá su acción de gobierno y la de todos los nuevos altos cargos de su partido, que antes de nada deberán firmar un documento que recoge los doce compromisos concretos que están obligados a cumplir. Para empezar, nada de recibir regalos, que luego pasa lo que pasa, que cualquiera te hace un traje. O dos. O tres. Nada de nada tampoco ni de tarjetas de crédito ni de usar de un modo indebido el teléfono móvil, por ejemplo con mensajes sms de carácter político-conspirativo o de tipo amoroso-sentimental. Más difícil de cumplir parece, al menos en principio, el compromiso relativo a viajes, dietas y alojamientos, aunque con un poquito de buena voluntad, casi todo acaba resultando casi siempre más o menos posible, como por ejemplo viajar siempre en clase turista o, incluso, directamente no viajar, salvo que sea estrictamente necesario. Me imagino, por ejemplo, a José Ramón diciéndole a nuesto querido presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, tras ser invitado a acudir a La Moncloa: “Si no es por no ir, es que si le digo a usted que sí, le tengo que decir que sí a todo el mundo. Si hay que ir porque la situación así lo exija, se va. Valórelo usted mismo. Respeto, el máximo. Si hay que ir se va, ya le digo, pero ir pa na es tontería”. En cuanto al límite máximo fijado de 35 euros por comida oficial, ya veo a nuestros queridos consellers conselleres tomando únicamente, a modo de pequeño tentempié, un bocadillo de mortadela o de calamares, y una cañita. O un almuerzo de menú, con el alto cargo popular diciéndole muy amablemente al camarero: “¿Le sabe mal envolvernos lo que ha sobrado? Es que por la tarde tenemos una reunión en la Conselleria, y así ya no tendremos que gastar nada en la merienda”. Y si no, me imagino a cada alto cargo portando su propio Tupperware. Por no hablar del coche oficial, que quedará prácticamente desterrado. A partir de ahora, casi todos tendrán que ir en el autobús de San Fernando, ya saben, unos a pie y otros andando. O en bicicleta, como hacía la ex consellera verde Margalida Rosselló. O con el entrañable Renault 5 de Catalina Cirer, recorriendo junto con María Salom los distintos pueblos de Mallorca. Y a la hora de alojarse en los hoteles, nada de habitaciones individuales, sino siempre dobles, para ahorrar y para estar juntos. Juntos, sí, pero no revueltos. Y nada tampoco de contratar a la familia ni a ningún pariente. Ese es el buen legado que, junto con una buena gestión y la atención a las personas más necesitadas, todos esperamos que deje en Balears el bueno de José Ramón Bauzá, José Ramón I, El Austero, nuestro próximo presidente.

Acerca del autor

admin

Otras entradas por

Sitio web del autor

28

05 2011

3 Agregá los tuyos ↓

El comentario superior es el más reciente

  1. Cargarse el estado de bienestar tiene esto, que los demas acaban tomando mortadela #
    1

    Porque te parece tonteria y te cachondeas? Si vas a ironizar, para no perder credibilidad y un puesto mas o menos digno dentro de las cronicas, hazlo de verdad. Compara con el gasto de los izquierdosos en los mismos conceptos y en salarios y puestos para sus amigos: calcula mas o menos a ojo a cantidad, ironiza sobre que tuvieron que pedirsela a bancos sin pretender devolverla y por eso hoy europa amenaza con sacarnos del euro y la derecha tiene que ponerse a comer “mortadela”. No te olvides de lo importante, de la amenaza a pensionistas, jovenes y niños de subirles la luz y los impuestos una y otra vez, impedirles trabajar en condiciones dignas y montarles un precioso “corralito” para que SOBRE TODO TAMBIEN ELLOS puedan comer sobre todo arroz y bocatas de mortadela. Hombre, y que decir de obligar a esta denostada derecha a TRABAJAR por fin dejandoles el MARRON de narices que nadie de ellos sabe ni quiere resolver.

  2. 2

    !hola! Referent a n’aquest atac d’austeritat magradaria que cualcu amb pugues explicar on es lausteritat amb això de que el qi sigui conseller no podra mantenir el seu escó o sia que si mal no record nomes podia cobrar una pague i are se duplicaran les persones i els costos o sia el mateix que cualqu m’axpliqui per fovor on esta lausteritat i tambe au expliqui a la societat, ja que crec que aaixi no esta ben explicat att lopmas

  3. Trankimazín #
    3

    Molt bon article, Pep Maria. Les persones amb sentit de l’humor, o amb dos dits de seny han entès a la perfecció quin era el missatge. No obstant, veig que hi ha gent que no posseeix cap d’aquestes dues condicions, i es mostra escandalitzada davant el que seria un saludable exercici d’escepticisme. Hi ha gent que té tanta rancúnia acumulada que no serà capaç, ni tan sols, d’admetre que els “salvadors” també ens fallaran.